Verano Fanlyc

Home / Blog / Verano Fanlyc
Verano Fanlyc

El verano es esa época del año que simboliza vida y energía, dos conceptos que están arraigados en el corazón de FANLYC. Es un tiempo durante el cual los niños están de vacaciones y buscan oportunidades de esparcimiento entre quimios, citas y días de hospital, para continuar su vida e ilusión infantil.

Como parte del soporte integral que brinda la fundación, todos los años se organizan actividades de verano para que los niños que se encuentran hospedados en la posada y los que asisten a sus citas puedan venir a pasar un rato divertido con sus amigos y los voluntarios.

El escenario de este compartir es la Posada Yo Tengo un Amigo. Niños, adolescentes, adultos, adultos mayores, empresas, instituciones, ONGs y profesionales tienen una participación desde los distintos tipos de voluntariado al que pertenecen. Considerando los talentos y habilidades que cada uno suma a nuestra organización, se planifica un calendario de talleres y paseos que crean nuevas experiencias para todos.

Amenos ratos de juego en el Universo de la Ternura, Cuentacuentos de la Biblioteca Nacional, talleres de cocina saludable para niños con nuestros cocineros en el Árbol del Vida, y el uso de las computadoras en Fanlyc Net son algunas de las vivencias que tuvimos este año. El voluntariado corporativo de Dell participó haciendo tardes de películas en el Cinema Fanlyc. Facilitadores del Arte de Vivir llevaron a cabo talleres de Yoga para niños, brindándoles así herramientas para traer bienestar a sus días. De la Fundación Danilo Pérez asistió un grupo con un taller de música que puso a los niños a vibrar y diferentes miembros del voluntariado de FANLYC organizaron actividades de magia, creatividad, origami, arte y reciclaje.

Este año también planificamos algunos paseos para que los niños tuviesen la oportunidad de conocer otros lugares. Los voluntarios del Grupo de Soporte acompañaron a los niños a una clase de Educación Vial en el Parque Omar y pudieron aplicar lo aprendido con los carritos que allí ofrecen. Otro día, compartieron con sus padres un rato en el Club de Equitación Castilla Del Oro, donde montaron caballo, visitaron los establos y les dieron de comer a los animales.

Todas las personas que hacen esto posible lo realizan desde el corazón. Somos testigos de los sentimientos que se mueven en las personas al conectarse con  los niños. El Spa Mi Princesa se preparaba para recibir a los niños en sus instalaciones con pintacaritas y arreglarles el cabello para hacer modelaje y bailes, cuando ese día ocurrió un percance con el busito que llevaría a los niños al lugar. En lugar de frustrarse el plan, ellos empacaron pinturas, maquillaje e indumentaria y trasladaron la actividad a nuestras instalaciones. Y es que cuando se sirve desde intención, todo es posible.

veranof4

veranof3

Verano Fanlyc

veranof2

veranof1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *